Cocinas rústicas de obra. Mejor, al aire libre

Juan A. Arias

Amplíe su vida con una cocina rústica de obra en el exterior

Cocina rústica de obra. Villa Calo en Ibiza

Ya tenemos una casa rodeada de espacio libre

Hemos proyectado su uso y disfrute con materiales naturales como suelo de barro artesanal y una bonita pérgola de madera. El ambiente acogedor esta garantizado. Queremos subir de nivel siendo los mejores anfitriones. Lo mejor, una cocina de exterior.

Antes de hacer cualquier otra cosa, invierta algún tiempo pensando en lo que realmente quiere y necesita para su cocina al aire libre. No deje que las casas de sus vecinos o alguna idea vista en la televisión le influyan de manera prematura. Hay un montón de tiempo para eso más tarde, cuando vayamos a la parte "estilista" del proceso de planificación. En su lugar, pregúntese cómo utilizaría usted realmente el nuevo espacio y lo que tiene más sentido en términos de la arquitectura de su casa. También debemos estudiar el entorno existente sea naturaleza o vecinos. Después veremos que el estilo “clean rustic”, con sus baldosas de barro y el uso de la piedra natural, nos invita a actuar con discreción.

Consideraciones previas.

Con qué frecuencia cocino fuera.

Qué tipo de alimentos puedo cocinar fuera: pescados y carnes asadas, arroces…

Cuáles son mis opciones de parrilla: leña, carbón, gas butano, o más de uno

Qué me gustaría cocinar fuera que no puedo ahora: Salsas, aves enteras, cortes grandes de carne o incluso fritos…

Cuánta gente va a cocinar en la cocina al aire libre.

Puede que sea necesario tener en cuenta la seguridad de los niños.

Cuánto trabajo de preparación voy a hacer afuera.

Qué quiero para almacenar en la cocina al aire libre: herramientas para parrillas, platos, o demás.

Va a ser un área de entretenimiento.

Tengo la intención de comer fuera o en el comedor de casa.

Me gustaría ser capaz de lavarme las manos o los platos fuera.

Quiero la cocina al aire libre para estar cerca de la casa o por separado

 

Piense con cuidado acerca de su configuración actual para cocinar al aire libre y evalúe lo que le gustaría mejorar así como lo que funciona bien con su estilo de vida.

Elegir un buen lugar.

Siga estos consejos para evaluar donde se debe construir su cocina al aire libre.

No hay lugar "correcto" para una cocina al aire libre. Es posible que la idea de una zona de barbacoa junto a la puerta trasera de su casa, o un pabellón-cocina independiente en la piscina, pueda adaptarse mejor a su estilo.

La tendencia del estilo rústico moderno anima a crear pabellones de equipamientos cercanos a la casa principal. Llevaremos hasta allí el suelo de barro para exterior o la calzada de piedra natural. Al ser fusión entre minimalismo y estilo rústico haremos prevalecer la unicidad de texturas y “no diseñar demasiado”. Basta con trazar unas líneas simples y ejecutar el proyecto con materiales tradicionales y auténticos. Basta con un protagonista y un fondo neutro. Un ejemplo valido seria un pabellón de pilares blancos sobre una teselación tradicional de baldosas de barro manual y todo cubierto por una pérgola de madera de gran porte.

Estas ubicaciones remotas pueden funcionar muy bien, sobre todo si usted está planeando un espacio totalmente equipado que requiere menos apoyo desde la cocina de interior. En este escenario, es posible que desee incorporar más capacidad de almacenamiento, para que pueda mantener lo esencial como cuencos, utensilios, condimentos y platos en su punto de uso. Un fregadero le resultará indispensable para evitar entrar en casa el cada vez que necesita, por ejemplo, para lavarse manos.

También cabe la posibilidad de una cocina al aire libre anexa a la casa. Es una solución muy popular por varias razones. Cuando la cocina al aire libre está “pegada a la casa”, esta ofrece refugio natural. La pared de la vivienda puede constituir un buen escudo para electrodomésticos adosados. Además es fácil extender un alero o añadir una pérgola u otra estructura de cubierta para proporcionar protección contra la lluvia y la nieve. Además, es generalmente menos caro de colocar las líneas de instalaciones de la casa a la cocina adosada al aire libre.

Si elige una cocina adosada a la casa, recuerde que usted permanecerá más cómodo en la cocina si es contra una pared orientada al norte en lugar de un sur más caluroso o en la pared orientada al oeste. "Si la zona de cocción se coloca bajo un techo voladizo techo o porche, asegúrese de que está cerca del final de lo contrario, serán atrapados humo y los olores". Es una buena idea pensar en la distancia de las ventanas y puertas, a menos que desee que el interior de su casa huela como un ahumadero.

A tener en cuenta siempre.

Dondequiera que proyecte la cocina, recuerde prever refugio del sol y los elementos. Si va a ser en una terraza existente, puede que tenga que reforzar la estructura para soportar el sobrepeso de los equipos de la parrilla pesados.

Una vez que sabes donde quieres poner la cocina al aire libre es el momento de evaluar como disponerla. Este es un buen momento para consultar a un profesional, incluso si está planeando instalarla usted mismo.

"Incluso si usted no va a tener a alguien que redacte un proyecto, lo más inteligente es consultar a un experto desde el principio."

Para evitar incendios, la parrilla o cualquier aparato que produce calor deben estar, al menos, a 3 metros de distancia de la casa o de cualquier material combustible. Volvemos a hacer hincapié en la importancia de pavimentos no combustibles como el suelo de barro cocido o la piedra natural.

Bon appétit