Piscinas rústicas

Juan A. Arias

Una piscina estilo "clean rustic" con pavimentos rústicos artesanales de calidad es lo último en equipamiento para tu patio o terraza

Piscina rústica con aparejo de ladrillo artesanal espinapez

Una piscina diferente.

¿más grande?

 No,   ...solo diferente.

¿…Qué puede ser tan diferente? Bueno, una piscina no es sólo un agujero en el suelo lleno de agua. Hay muchas cosas que son importantes para que una piscina constituya una experiencia única. Algunas de las características importantes de una piscina son la ubicación, entorno, ambiente, tamaño y la parcela en torno a ella. Bien sea de pavimento rústico o no.

Recuerda

Una piscina es lo último en equipamiento para tu patio o parcela. Es el centro de la vida familiar con los niños. Ellos pasan gran parte de sus veranos en el agua. Otros propietarios ven una piscina como un elemento estético fuerte, el foco de todo el paisaje. Cuando las piscinas incluyen juegos de agua, una iluminación singular, suelo rústico y diseño de conjunto, tienen gran influencia en los espacios al aire libre adyacentes. Esto se intensifica sobre todo cuando está bien iluminada por la noche (tanto el vaso como los pavimentos de exterior).

Es vital recordar que una piscina es sólo una parte de un panorama más amplio. Por lo tanto, lo mejor es utilizar un arquitecto paisajista para diseñar la piscina, así como su entorno en un solo proyecto. Con demasiada frecuencia, un constructor de piscinas se ocupa primero en diseñar la piscina sin un proyecto general del sitio. El resultado es que tu piscina y el paisaje no se complementan entre sí, y pierdes la oportunidad de integrar opciones que ofrecen mucho más valor por el mismo precio.

Si dispones de un patio trasero, es un intento de descubrir una manera de hacerlo mucho más llamativo e interesante. Añade una piscina. Es la excelente decisión para convertir un aburrido patio trasero en una atracción importante para toda la familia. Siempre será maravilloso para entretener a los visitantes. Y realmente no te rindas simplemente porque su patio es pequeño. También hay pequeñas piscinas y un montón de formas maravillosas para tener en consideración.

Toma precauciones

Debido a que las piscinas son una propuesta tan cara, es importante tomarse suficiente tiempo para proyectarla. Sólo se va a construir una vez, y por lo tanto la elección de materiales debe ser de alta calidad y atemporales. Así conseguimos que el diseño de la piscina no pase de moda en un futuro próximo. Tengamos especial cuidado con las modas pasajeras. Investiguemos nuevos materiales antes de invertir. Debemos ser precavidos con estos y su comportamiento a largo plazo. Los rigores del clima y el agua tratada químicamente pueden tener consecuencias futuras para los materiales nuevos que no han resistido la prueba del tiempo y el uso.

Muchas casas antiguas con alberca se están mejorando, y eso significa que la piscina en sí debe ser replanteada desde cero. Las clásicas albercas de uso agropecuario dan paso a deliciosas piscinas naturales insertadas en espacios de pavimento rustico y gran presencia vegetal. No hay que subestimar el costo y la dificultad de tal propuesta. La remodelación puede costar casi tanto como la construcción de una piscina completamente nueva. Los problemas de la una piscina o alberca vieja, como armaduras de refuerzo corroidas, fugas en el vaso, o envejecido de tuberías y red eléctrica, pueden ser muy costosos de reparar. Cuidado porque hay una demolición de por medio. Los diseñadores y contratistas deben tener experiencia con remodelación de piscinas de antes de decidir acometer su proyecto y presupuestarlo correctamente. Además de ser técnicamente competentes deben controlar la urbanización del solarium bien sea de suelos rústicos como las baldosas de barro para exterior o cualquier revestimiento moderno aunque se aleje de las soluciones de pavimentos rústicos de terracota o piedra natural tan en boga ahora y siempre.

Inspírate

Le damos la bienvenida a las últimas propuestas acordes con el estilo Clean Rustic o Clean Country que ofrecen una experiencia única en la que hemos decidido fundir tradición y modernidad. Estas si que son que son un poco diferentes sin necesidad de ser “más grandes”. La mezcla de sencillez y sofisticación se logra con pocas decisiones si son acertadas. Nos encanta una alberca en lamina, blanca, con poca profundidad, rodeada de un suelo rústico (piedra natural o baldosa de barro). Con medio metro de profundidad se torna turquesa de día y del color elegido de noche. También podemos recrear un rincón romántico con un pequeño estanque natural con solarium de suelo rústico y rodeado de vegetación exuberante.

Solo nos queda mantener nuestra joya en semisecreto para que todos deseen ser invitados.